El Alto capital de la Revolución Científica y Tecnológica de Bolivia

 

Liberación tecnológica

“El verdadero progreso es el que pone la tecnología al alcance de todos”.

Henry Ford

 

El Alto se consolidó como vanguardia del Proceso de Cambio y sus organizaciones sociales están comprometidas para apuntalar el Suma Q’amaña, por ello es que consecuentes con la virtud de los alteños es que nuestro pueblo respalda firmemente la gestión gubernamental del presidente Evo Morales de quién nuestra ciudad recibe una reciprocidad histórica con obras de gran magnitud, una contundente muestra del desarrollo integral para la ciudad de El Alto es el Centro de Investigación y Desarrollo de Tecnología Nuclear.

La Agenda 2025 también llamada Agenda del Bicentenario, fue presentada por el Presidente Evo Morales durante su informe de gobierno de la gestión 2012; se denomina Agenda 2025 porque en ese año nuestro país cumplirá 200 años de vida libre e independiente. Esta agenda fue aprobada por Decreto Supremo Nro. 1506 del 27 de febrero de 2013.

El objetivo de la Agenda Patriótica es construir los pilares fundamentales para levantar una nueva sociedad y Estado más incluyente, más participativo, más democrático, sin discriminación, sin racismo, sin odios, sin división como manda la Constitución Política del Estado a través de 13 pilares de la Bolivia Digna y Soberana.

Soberanía científica y tecnológica con identidad propia

La ciencia y la tecnología constituyen hoy un poderoso pilar del desarrollo cultural, social, económico y, en general, de la vida en la sociedad, es por ello que el Ministerio de Hidrocarburos y Energía, a través del Programa Nuclear Boliviano, dependiente del Viceministerio de Electricidad y Energías Alternativas, socializan con los alteños, particularmente, los beneficios del “Centro de Investigación y Desarrollo en Tecnología Nuclear” y el aporte directo que hará en sectores como el de salud, académico, industrial, científico y tecnológico.

Rusia construirá este centro de tecnología nuclear en Parcopata, en la parte sur de la ciudad de El Alto, la estructura pretende convertirse en el “único” en Bolivia y el “más grande” en América Latina.

El Centro de Investigación y Desarrollo en Tecnología Nuclear se instalará en el Distrito 8 de la urbe alteña, sobre una superficie, inicial, de 15 hectáreas que fueron transferidos por el Banco Central de Bolivia (BCB) para la ejecución de este proyecto. Se prevé una inversión de 300 millones de dólares estadounidenses en el montaje del centro, que tomará cuatro años a partir de la firma del contrato con la empresa “ROSATOM” encargada de su ejecución, la firma de este contrato se concreta este domingo 6 de marzo de 2016.

ROSATOM es considerada una de las empresas más importantes del mundo en el desarrollo de energía nuclear, dado que abarca toda la cadena productiva del rubro. Se considera la empresa líder en la construcción de centrales nucleares a nivel mundial. Por ejemplo en América Latina instaló centrales en Argentina y Brasil, y también tiene presencia en Chile con productos y servicios basados en tecnologías de radiación.

BENEFICIOS:

  • En el Sector Salud, un Centro Nacional Ciclotrón – Radiofarmacia, cuyo fin es el de mejorar los niveles de servicio en salud para el diagnóstico y tratamiento del cáncer y otras patologías empleando tecnología médica avanzada, además de fortalecer los centros de radioterapia existentes en el país.
  • En el Sector Industrial, una Planta Multipropósito de Irradiación para contribuir a la seguridad e inocuidad alimentaria, al incremento de la productividad agroindustrial y apoyar a los sectores productivos para la exportación con certificación de inocuidad.
  • En el Sector de Ciencia y Tecnología, un Reactor Nuclear de Investigación de baja potencia, cuyo objetivo es contribuir al desarrollo científico y tecnológico del país, en los campos de la medicina, industria, ciencias ambientales, biológicas, físicas, químicas, petroquímicas, hidráulicas, geológicas y de materiales, entre otras, mediante la investigación básica y aplicada.
  • En el Sector Académico, Laboratorios de Investigación Nuclear y Capacitación, cuyo objetivo es el de contribuir a la formación y capacitación teórica y práctica en las áreas de ciencias, ingeniería y tecnología nuclear con fines pacíficos, fortaleciendo las universidades del país.

Inicialmente, se prevé que el Centro de Investigación y Desarrollo en Tecnología Nuclear entre en operaciones el 2019, contemplando un Centro Nacional Ciclotrón-Radiofarmacia (CNCR); una Planta Multipropósito de Irradiación (PMI); un Reactor Nuclear de Investigación de baja potencia (RNI); un Laboratorio de Investigaciones Nucleares y Capacitación.

Con este monumental proyecto, la ciudad de El Alto, que este domingo 6 de marzo celebra sus 31 años de vida, se convierte en vanguardia y pilar del desarrollo nacional y va camino a consolidarse como la Capital de la Revolución Científica, Tecnológica, Innovadora e Industrial del Estado Plurinacional de Bolivia.

*José Luis Choque C.

Periodista – Comunicador Social

@JLuisChoque13