Gobernación de La Paz emite auto de buen gobierno

 

La Paz, 27 mar–El Decreto Departamental 128, firmado hoy ante la prensa por el Gobernador Dr Félix Patzi obliga a los hospitales de 1er, 2do y 3er Nivel, incluyendo a los privados habilitar centros de aislamiento hospitalario para prevenir el Covid 19, bajo rectoría del Sedes La Paz.

El documento rubricado por el Gabinete Departamental, señala que los propietarios privados de servicios públicos “deben contribuir al cumplimiento de los protocolos de auxilio a personas en esta emergencia sanitaria”; de lo contrario serán clausurados.

Igualmente, establece que los alcaldes y alcaldesas deben certificar para que los proveedores de alimentos y medicamentos tengan una fluida circulación, de los centros productivos a los de consumo, y viceversa, a nivel urbano y rural.

También, el Decreto Departamental 128 señala que los gobiernos municipales, junto con la Gobernación de La Paz deben identificar a las personas en situación de calle, y trasladarlos a albergues, municipales y departamentales.

La primera autoridad departamental recomendó a la población que “la única manera de controlar y contener el virus Covid 19 es la PREVENCIÓN, el aislamiento domiciliario, y la alimentación sana con vitamina D: queso, huevos, y pescados”.

Recomendó además a los 87 alcaldes y alcaldesas del Departamento, cumplir el Decreto Supremo 4174 de fecha 4 marzo 2020, que dispone que los municipios pueden hacer compras directas de medicamentos e insumos, y modificar presupuestos por la emergencia sanitaria.

El Gobernador explicó a los periodistas, que el Decreto 128, solo reglamenta y adecúa a la realidad departamental de La Paz, las disposiciones del Decreto Supremo 2400 de Emergencia Nacional y que determina restricciones en la circulación de las personas en todo el país.

A partir del Decreto 4200 de fecha 25 marzo 2020, solo una sola persona por familia puede circular para comprar alimentos, sólo hasta mediodía portando cédula de identidad, y según el último número de su carnet. Esta restricción es vigilada por la Policía y las Fuerzas Armadas./ GADLP